Buscar

Publicidad

Publicidad

Domingo, 23 Noviembre 2014 22:54

Él siempre nos habla

Escrtito por
Valorar arículo
(0 votos)
  Los ruidos externos siempre van a estar allí y son solo una pequeña parte del ruido que tenemos dentro.   Honestamente, ¿Cuántas veces escuchamos eso de acallar la mente? Últimamente muchas veces, más de las que quisiéramos. Por otra parte, acallar la mente parece imposible, pues nuestro cerebro está permanentemente generando ideas a velocidades asombrosas, tanto que llegamos a abrumarnos con ellas y comenzamos a ser selectivos dejando aquellos otros pensamientos, los millones a los que no prestamos atención, allí, como cuando dejamos objetos regados por la casa haciendo desorden.

Son precisamente estos los que comienzan a estorbar, imagina la escena, un chico tratando de cortejar a una chica en una discoteca. Menuda tarea, particularmente si a nuestro protagonista le cuesta el baile. Tiene que hacer un esfuerzo impresionante para poder comunicarse verbalmente y lograr captar la atención de su pretendida para que la comunicación pueda ser más efectiva, es decir, lenguaje hablado y lenguaje corporal. El ruido del entorno, la música, los gritos, las palabras de otras personas distraen a la chica pero su cerebro es capaz de filtrar todo eso y prestar atención a su pretendiente, solo si este logra despertar interés. De esta misma manera opera nuestro cerebro a diario, incluso mientras dormimos.

Pero el ruido siempre está, es incómodo y es ese ruido el que precisamente nos distrae de aquellos pensamientos que en realidad nos interesan. Este es el silencio mental que debemos practicar, digamos que tenemos la capacidad de a través del enfoque, podemos filtrar y acallar los ruidos del entorno.

Mantener el orden en nuestro actuar, tener metas y

valores claros son la clave para acallar el ruido mental.

  • Para poder filtrar lo más importante es tener claridad en eso que queremos obtener, es decir, metas.
  • Los ruidos externos nunca van a cesar, son parte del entorno. Solo ten presente que tienes la capacidad de filtrarlos de forma efectiva.
  • Acallar la mente no es tan complicado, requiere esfuerzo, pero como en todo, con la práctica se logra la maestría. Nunca dejes de intentarlo.
  • Una vez que decidas intentarlo, no dejes de lado, Constancia, Orden y Disciplina son la clave.

Dios siempre nos habla, es como si tratásemos de escuchar el aleteo de un ave en el centro de la ciudad a horas del mediodía. ¿Imposible? Claro que no, pero es menester prestar mucha atención.

Todo lo mejor para ti.-

 

Bilko Castro | @ElMonjeUrbano

 

Leído 2238 veces Última Actualización Martes, 12 Julio 2016 19:43
Share on Myspace
Más en esta categoría: « La Información La guía »

Publicidad

Redes Sociales

Calendario

Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30

Twitter

#ParaelespirituTV

Publicidad

Más Visto

  • El Monje y el Alacrán
    El Monje y el Alacrán

     

    Un maestro oriental que vio cómo un alacrán se estaba ahogando, decidió sacarlo del agua, pero cuando lo hizo, el alacrán lo picó.

    Por la reacción al dolor, el maestro lo soltó, y el animal cayó al agua y de nuevo estaba ahogándose.

  • Compatibilidad de Leo
    Compatibilidad de Leo
     
    Leo
     
    ¿Quieres saber con qué signos es compatible Leo? Puedes descubrir la compatibilidad de Leo con todos los demás signos del zodiaco. Tan solo tienes que hacer clic en la combinación que te interese de la lista abajo para descubrir el grado de compatibilidad.
    El signo Leo es un signo de fuego. Es aventurero y energético, pionero y valiente, seguro de si mismo (Ver Características de los Leo).
  • Si te tiembla el párpado es por esto
    Si te tiembla el párpado es por esto  

    Muchas veces les sucede a muchas personas que el ojo les comienza a temblar y es un síntoma bastante molesto, pero no dificil de experimentar, seguro que todos sabrán de qué estamos hablando; cuando esto pasa quiere decir que hay movimientos oculares involuntarios que son una especie de contracción en la fibra del músculo que realiza los parpadeos.

    Por un lado, deben quedarse tranquilos ya que se trata de un problema temporal que a los segundos desaparece por completo y no hace ningún daño al ojo.